Posteado por: rakelsalim | marzo 15, 2008

Tuareg: los hombres del velo azul

Los tuareg han sido siempre, en Europa, un producto de la imaginación popular: jinetes sobre elegantes camellos, viajeros en una tierra infinita, los últimos pueblos libres sobre nuestro planeta. Su conocimiento está teñido de ideas románticas, pero la realidad de estos grupos pastores muestra una difícil adaptación a un medio áspero, frecuentes períodos de hambre y una libertad restringida a las necesidades de pastos para sus rebaños, de los que los tuareg son absolutamente dependientes.

mujer tuareg de niger

Los tuareg  son un pueblo bereber en el desierto del Sáhara. Cuando se desplazan cubren las necesidades de los animales y las suyas propias en el camino, puesto que viven en unidades familiares extensas las cuales van siguiendo a los grandes rebaños a su cargo.  En la antigüedad, se dedicaban a saquear pueblos, controlando además las rutas del desierto. Las invasiones árabes y hilalianas, en el siglo XII, les obligaron a adoptar un estilo de vida nómada.

Historia:  El término Tuareg o Targi en singular, se aplica a numerosos grupos que comparten un idioma común y una historia común. Etnicamente, hay Tuareg de ascendencia Bereber y de diversos grupos del Africa negra. Las caravanas Tuareg de camellos jugaron un importante papel en el comercio trans-sahariano hasta mediados del siglo 20, en que los trenes y camiones tomaron el relevo. La historia Tuareg empieza en el norte de Africa donde es anotada su presencia por Heródoto. A lo largo de los últimos 2.000 años muchos grupos han ido desplazándose hacia el sur movidos por la presión de las gentes del norte y por la esperanza de encontrar una tierra más próspera en el sur. 

zona actual donde habitan tuaregs

La colonización, primero, y la descolonización más tarde, (con el establecimiento de fronteras entre Estados), ha supuesto el fin de las confederaciones Tuareg y las rupturas familiares en Argelia, Libia, Malí, Níger y Burkina Faso. Además de esto, la  introducción de nuevos modos de transporte (camiones) y la sequía ha acabado con su economía nómada.

En 1963, se producen las primeras revueltas Tuareg, especialmente en Mali y Niger, seguidas de la represión gubernalmental saldada con miles de víctimas entre la población Tuareg civil. Se estima en más de 1500 víctimas en dos meses en Niger y más de 600 en Mali.

Las sequías de 1973 y 1974, y 1984-85  diezmó la casi totalidad de su ganado y forzó a muchos Tuareg a sedentarizarse en suburbios alrededor de los centros urbanos, o emigrar hacia Argelia, Libia, y Nigeria.

Hoy, muchos Tuareg viven en comunidades sedentarias en las ciudades que bordean el Sahara y que anteriormente fueron grandes centros comerciales del Africa occidental. La falta de recursos ha obligado a muchos jóvenes a emigrar a otros paises como Ghana o Costa de Marfil.

Idioma:  el idioma Tuareg en sus muy variados dialectos es parte del troco común Bereber, auque según las zonas, con influencias Songhay, Hausa y otras. Son los únicos que siguen conservando la escritura Bereber, llamada Tifinagh.

escritura tifinagh tuareg

Sociedad:  Esquemáticamente, aunque esta clasificación se estableciese en la época de la colonización por administradores que se referían a estructuras feudales típicamente occidentales, la sociedad tuareg se puede dividir en dos categorías: por un lado, los “hombres libres” (ilellan, sing. elelli) y, por otro, la “clase servil” (akli, pl. iklan). Ambas categorías incluyen sendas jerarquías de escalones intermedios.

 tuareg argelia

 

Entre los hombres libres se cuentan la aristocracia guerrera (imajeghan), los religiosos (ineslemen), los vasallos o tributarios (imghad) y los artesanos (¡nadan). En un grupo intermedio, aunque aún libre, los mestizos (ibogholliten) y los libertos (iderfan e ighawellan). Y, finalmente, el grupo de los cautivos (iklan). Los iklan se dedicaban al pastoreo , la cocina y otros quehaceres domésticos.

Normalmente, los grupos de Tuareg sedentarios mantenían una relación similar a la de vasallaje respecto a un jefe local, comerciante, que les garantizaba protección a la comunidad.

La sociedad tuareg ha sido casi siempre estudiada a través de los imajeghan, es decir, centrando la atención en la aristocracia guerrera, poseedora, no sólo del poder, sino también del saber.

Economía:  durante miles de años, la economía Tuareg ha girado alrededor del comercio trans-sahariano. Hay cinco rutas de comercio que se extienden por el Sahara desde la costa mediterránea a las grandes ciudades del sur del Sahara. Debido a la naturaleza del transporte y el espacio limitado disponible en las caravanas, los Tuareg comerciaron normalmente con artículos de lujo, cosas que ocupaban un espacio pequeño y en que podían obtener una gran ganancia.

 caravana de comerciantes tuareg en el desierto del sahara

Durante varios siglos los Tuareg también comerciaron con esclavos comprados en el Africa oriental y vendidos a los europeos y a los árabes de Oriente Medio. Muchos Tuareg se establecieron en las comunidades con las que ellos comerciaban y hoy día controlan en algunos lugares el comercio local, actuando además, como representantes para los amigos y familia que continuan comerciando.

Religión:  aunque la mayoría de los Tuareg son musulmanes su práctica religiosa no es tan estricta como en el resto , y mientras que son fieles en el cumplimento de las oraciones diarias, no suelen observar el ayuno durante el Ramadan, especialmente los comerciantes cuando viajan. Se puede decir que han adoptado algunas ideas del Islam en la medida de que esto no se contraponía con sus propias creencias, manteniendo intactos su sistema de justicia y sus leyes.

Como la mayoría de los musulmanes del norte de Africa, los Tuareg creen en la presencia continua de varios espíritus (djinns). La adivinación es realizada a través de los medios del Corán. La mayoría de los hombres usan amuletos para su proteccion que contienen versos del Corán. Los hombres empiezan a llevar los velos teñidos de índigo, tidjelmousts, a la edad de 25  años qué oculta su cara entera salvo sus ojos.

hombre tuareg con velo 

Este velo nunca se lo quitan, incluso delante de los miembros familiares. En cambio, las mujeres no llevan el velo propiamente islámico sino mas bien una tela que cae sobre la cabeza con el fin de protegerse del viento y del sol.  Los Tuareg pertenecen a la corriente islámica Maliki como resultado de las enseñanzas del gran profeta, El Maghili, que fue quien difundió la religión entre ellos a principios del siglo 16.

Mujer tuareg de Mali

mujer tuareg de mali

Mujer tuareg de Níger

Mujer tuareg de Nçer

 

Vida cotidiana:  la vida de los tuareg transcurre alrededor y dentro de la tienda, que varía según la región de procedencia. En este ámbito se presenta el montaje de una tienda y sus principales elementos: cómo se fabrican las esteras, los cojines de cuero, las separaciones entre los espacios y los grandes sacos donde se disponen los ropajes y los objetos de valor. Se muestra asimismo la distribución del trabajo por sexos, haciendo hincapié en el papel de la mujer en la cultura tuareg. Los ratos de ocio se dedican a la oratoria, los acertijos y la música.

Festival de música tuareg:

Si eres observador/a  ya te habrás dado cuenta de la cantidad de joyas y abalorios que llevan las mujeres tuareg. Los artesanos tuareg consagran toda su inspiración a las artes de orfebrería y el cuero, especialmente a la confección de joyas de plata, bolsos de gala y almohadones.

Artesanía: la inspiración surge de una arraigada tradición simbólica que remite a crencias preislámicas en las que dominan los motivos decorativos geométricos: la cruz, el damero, la red de rombos, el triángulo equilátero, las puntas de flecha estilizadas… Los aderezos y las joyas de plata son confeccionados por los herreros, una casta despreciada pero temida por los tuareg. Manipulan el fuego y transforman los elementos, por lo que tienen un contacto especial con las fuerzas ocultas.

Para terminar este post me gustaría compartir un poema tuareg. Si queréis saber mas sobre este ancestral pueblo del desierto aqui tenéis una información mucho mas extensa.

 

 Hoy he visto una nube en el cielo infinito,
un paño blanco en medio del azul.
Parecía un turbante sobre el árido monte.
Luego he mirado al wadi que hay junto al poblado
y le he dicho: “hermano wadi,
¿te gustaría que esa nube solitaria
descargara su agua sobre tu cauce seco?.
Tu orilla volvería a poblarse de hierba
y yo me quedaría al menos otra luna
engordando a mis cabras”.
Y me contestó el wadi: “Eres un ignorante,
Hermano Mahmoudian.
Las nubes son mujeres caprichosas,
derraman sobre ti la dulce miel de su mirada
y luego parten lejos, su recuerdo perdura
hasta que el sol lo agosta
y la felicidad se va con ellas.
Pero aún así, si la nube lo quiere,
que derrame sus dones sobre mi cuerpo seco”.

Así me habló el wadi.
Con las sabias palabras de un anciano.

Mahmoudian Jarfi

 

 

About these ads

Responses

  1. Me gusta su blog y extraje el poema referido a los tuareg con el correspondiente enlace en el mío: http://mezclazul.blogspot.com
    Saludos y hasta siempre

  2. [...] TUAREG: Los hombres del velo azul Saltar a Comentarios Mahmoudian Jarfi/Viento del Sur [...]

  3. [...] en la Wiki, como en diversos blogs, podreis encontrar más información sobre este interesante y mágico [...]

  4. jajaja

  5. Hermoso ese poema, me acerque a la cultura Tuareg a travéz de una novela de Alberto Vazquez-Figueroa. Muchas gracias por adornar la info de esa manera.saludos


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: