Posteado por: rakelsalim | enero 22, 2008

Gaza, ¿hasta cuando?

Tras una serie de bombardeos aéreos que han causado decenas de muertos y lesionados entre la población civil de Gaza, el régimen israelí ordenó el bloqueo total de ese territorio palestino, lo que ha impedido la entrega de la ayuda humanitaria más esencial durante varios días. Fronteras cerradas a cal y canto. Sin luz, sin agua, sin alimentos, sin combustibles…

mujer gaza

La medida ha impedido también la llegada del combustible necesario para hacer funcionar las termoeléctricas de la franja, lo que ha causado un corte de energía en toda la zona. Gaza se ha quedado totalmente a oscuras. En las calles ya no hay tráfico. La situación es particularmente crítica en los hospitales, donde se encuentran internados numerosos lesionados de los ataques aéreos de la semana pasada. Quirófanos cerrados. Cientos de vidas enchufadas a máquinas que dependen de la existencia o no de electricidad. Entre ellos recién nacidos que dependen de los motores de emergencia.

Los organismos humanitarios han advertido que el bloqueo israelí lleva a nuevos grados de horror la catástrofe humanitaria que de por sí se vive en Gaza, y los reportes de prensa procedentes del lugar indican que se agotan las medicinas, los víveres, las velas en las tiendas, la tela para amortajar y hasta el cemento necesario para construir las tumbas.

Los medios de comunicación muestran hombres armados en la puerta de una panadería. Lo que no explican es que tienen que estar ahí vigilando porque a la puerta se agolpan cientos de personas hambrientas que tienen que alimentar a sus familias. Y no hay pan para todos. Los hornos de leña, ante la falta de electricidad, funcionan 24 horas.

panadera gaza palestina

Esta despiadada ofensiva contra un pueblo prácticamente inerme, así como los castigos colectivos –prohibidos por las leyes internacionales y las consideraciones humanitarias más básicas– que Tel Aviv impone contra los habitantes de Gaza, ponen de manifiesto la completa falsedad de los discursos en los que el mandatario estadunidense, George W. Bush, quien visitó Israel hace unos días, se manifestó en favor de la paz y de la cooperación entre israelíes y palestinos.

bloqueo israeli

El gobierno de Ehud Olmert pretende usar los recientes ataques palestinos contra objetivos civiles israelíes –sin duda, condenables e inadmisibles– como justificación para los bombardeos y el cerco contra Gaza, lo que hace evidente la desproporción entre el accionar de grupos armados terroristas y un Estado que recurre a prácticas que son calificadas por la normatividad internacional como crímenes de guerra, cometidos contra el conjunto de una población devastada, saqueada, sitiada y despojada hasta de su legítimo derecho a elegir a sus representantes en comicios democráticos.

checkpoint

En Palestina –como en Irak–, el supuesto combate al terrorismo desemboca con frecuencia en actos genocidas, para colmo presentados a la opinión pública internacional como medidas de pacificación. Ello ocurre a la vista de todo el mundo, con la complacencia de los gobiernos supuestamente civilizados y democráticos de Estados Unidos y Europa occidental, y ante la manifiesta incapacidad de los máximos organismos internacionales. El drama que se abate sobre los palestinos es un retroceso civilizatorio que degrada a todos los integrantes de la comunidad internacional, la cual se prometió a sí misma, hace seis décadas, impedir que se repitiera el exterminio de un pueblo.

Abrir y cerrar el grifo. Un día sí, otro día no, para ahogar, asfixiar y desquiciar al millón y medio de personas que viven en Gaza, para quitarles toda esperanza, todo deseo de vivir, de seguir adelante, de reclamar lo que la comunidad internacional les dijo hace medio siglo que es su derecho: un Estado palestino próspero y viable.

Según la Cuarta Convención de Ginebra, que fue firmada en 1949 y que trata sobre los derechos de los civiles en tiempos de guerra, el Estado de Israel, como fuerza de ocupación en los territorios palestinos, tiene la obligación de velar por el bienestar de la población.

El artículo 39, sobre los Medios de Subsitencia, establece que si la fuerza ocupante “somete a una persona protegida a medidas de control que le impidan ganarse la subsistencia, dicha Parte en conflicto satisfará sus necesidades y las de las personas a su cargo.”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: